Consejos de la Clínica Veterinaria San Antón


Control de peso

Cuando una mascota tiene un peso ideal, se debe poder palpar fácilmente sus costillas. En gatos la presencia de grasa abdominal indica que tiene sobrepeso u obesidad.

Los gatos y perros con sobrepeso-obesidad tienen un 48% más de posibilidades de sufrir diabetes que uno con peso normal. También los obesos sufren más de cojeras, artritis -artrosis, tienen dificultad para respirar e intolerancia al ejercicio.

Existen planes de control de peso, que ayudarán a tu mascota a conseguir un peso ideal y estar más sano. Estos planes deben ser supervisados por veterinarios.

El control del peso básico incluye un tipo y dosis de alimentación especial, con menos calorías, pero con un aporte nutricional completo. Además las mascotas deben realizar ejercicio suave o moderado según su estado le permita, como pasear, correr, jugar a traer –encontrar objetos…. Hay multitud de trucos para que tu mascota “se active”.

Hay que tener paciencia con la terapia, es recomendable que baje de peso poco a poco para que el organismo no se resienta.

El golpe de calor

¿Qué pasa cuando dejas a tu perro en el coche al calor?

golpe de calorA menudo vemos perros que sus propietarios han dejado solos dentro de un vehículo a pleno sol, o incluso a la sombra con una ventana generosamente abierta…….unos 5 cm.

La mayoría de las veces se trata de una actitud muy irresponsable. A diferencia del hombre, el perro no suda. Su manera más eficaz de eliminar el calor es mediante el jadeo y en ocasiones no es suficiente.

¿Qué pasa cuando hay un golpe de calor?

En un vehiculo cerrado, sometido a una elevada temperatura exterior, la temperatura corporal del perro aumenta y para intentar reducirla comienza a jadear. Al jadear agota muy rápidamente el aire fresco disponible en el vehiculo, que no podrá reponerse porque no entra aire del exterior. Llegará un momento en que el perro respire el aire nocivo que él mismo expulsa, cargado de anhídrido carbónico y pobre en oxígeno.

Todos estos factores aumentan rápidamente el riesgo de síncope. El síncope aparece bruscamente: el perro está parado, no puede poner se en pie, tiembla, respira rápidamente y con dificultad. Frecuentemente tienen convulsiones. Por último entrará en estado de shock y daño orgánico, que puede ser irreversible.

Puedes evitarlo

  1. No dejes nunca tu perro en un vehículo al sol o cuando hace calor.
  2. No olvides que un vehiculo que dejaste a la sombra, puede estar al sol unas horas más tarde.
  3. No dejes nunca un cachorro, un animal viejo o con problemas de corazón en un vehiculo cuando hace calor, aunque esté a la sombra

Debes tener en cuenta que

  1. Cuanto más grande o más nervioso es el perro, antes saturará el aire del vehículo.
  2. Los perros con problemas cardiacos o respiratorios corren riesgo de sufrir más rápidamente un golpe de calor.
  3. Las razas braquicéfalas, como el boxer, bulldog… tienen más dificultades para respirar.

¿Qué puedo hacer si mi perro sufre un golpe de calor?

Sumergirlo en agua fresca en un espacio ventilado (no sumergir la cabeza). Si las circunstancias del lugar no permiten que pueda ser sumergido en agua, ayúdate de unas botellas de agua fresca para mojarlo, dejando compresas frías o mayor cantidad de agua en axilas, cuello, ingles y orejas. Llévalo lo más rápido posible a una clínica veterinaria, para un tratamiento de urgencia.

Esterilización

Ventajas en hembras

  1. Eliminación del celo, con lo que dejan de manchar y de atraer a machos.
  2. Disminuye la ansiedad y los maullidos de las gatas.
  3. Se eliminan los embarazos indeseados.
  4. Se eliminan los embarazos “psicológicos”.
  5. Evita las infecciones uterinas (piometras) y tumores en útero y ovario.
  6. Disminuye, cuando se hace a una edad temprana, hasta en un 90% los tumores de mama

Ventajas en machos

  1. Se eliminan las escapadas de casa.
  2. Se eliminan o reducen las peleas con otros machos.
  3. Reduce el marcaje con orina.
  4. Contribuimos al control de camadas no deseadas.

¿Debo esterilizar a mi mascota?

Esta es una pregunta muy frecuente de algunos propietarios de mascotas.La esterilización es una cirugía sencilla y de rutina en las clínicas veterinarias que aportan muchos beneficios. Evita camadas indeseadas, objeto muchas veces de abandono. En numerosos casos, evita enfermedades del aparato reproductor de nuestro animal y ayuda a controlar la agresividad por dominancia.

La cirugía más extendida para la esterilización de hembras es la ovario-histerectomía y para los machos la castración. La ligadura de trompas y la vasectomía están en desuso.

¿A qué edad debo esterilizar a mi mascota?

Se debe esterilizar el animal a una edad temprana, máxime cuando éste no está destinado a la reproducción.

Las hembras se pueden esterilizar incluso antes del primer celo, aunque algunos veterinarios recomiendan dejar que tenga uno. Se sabe, que cuanto antes esterilices una hembra, menos posibilidades tendrá de sufrir tumores de mama y ya no padecerá enfermedades de útero y ovario como tumores o infecciones. No es cierto que las hembras necesiten tener un parto.

En los machos la castración también tiene efectos beneficiosos. Evita tumores testiculares y reduce la posibilidad de problemas de próstata comunes, sobretodo, en perros de edad avanzada. Ayuda a controlar el marcaje con orina de los machos, muchas veces molesto al realizarlo dentro de casa ( más común en el gato) .También puede ayudar a controlar la agresividad con otros machos disminuyendo las peleas callejeras. Los machos pueden ser castrados a partir del año de vida, y en ocasiones antes.

Después de la cirugía, ¿necesita muchos cuidados en casa?

Los cuidados post-operatorios son muy sencillos. Mantener el animal en semi-reposo, desinfectar la herida cada día y administrar la medicación que recomendó tu veterinario después de la cirugía. Tu veterinario te dirá si tienes que acudir o no a consulta para retirar puntos y cuándo ir.

¿Se pondrá gorda mi mascota?

Es posible que nuestra mascota tienda a comer más, porque después de la esterilización el umbral para la saciedad está más alto, con lo que necesitarán comer más para satisfacerse. Existen en el mercado muchas dietas adaptadas a animales esterilizados que ayudarán a controlar el peso. Si desde el momento de la operación controlamos la cantidad y calidad de su comida, no tiene porqué estar obeso y disfrutará de todos los beneficios de la esterilización.

Mascotas mayores

¿Cuántas veces nos habremos preguntado sobre la edad de nuestra mascota?

mascotas mayoresEs una realidad que las mascotas envejecen antes que sus dueños. De forma general, un animal entra en etapa senior a partir de los 8 años, donde empiezan a haber cambios tanto en su aspecto externo como en su fisiología. También es una realidad, que gracias al buen hacer de los dueños, la esperanza de vida de los gatos y perros ha aumentado tanto, que en España el 35% de las mascotas están en etapa senior.

¿Qué cambios puedo notar en mi mascota? Cambios normales de la edad.

Problemas en la vista y olfato. Si observas el fondo del ojo blanco-azulado, no necesariamente serán cataratas. Es común la esclerosis ocular que se va desarrollando con la edad. Afecta al cristalino y no tiene porqué tener perdida de visión. El olfato también esta afectado, no pudiendo oler del todo la comida y haciendo que coma menos.

Caída de pelo y canas. La piel es menos elástica, se engrosa dañando los folículos pilosos y haciendo que caiga el pelo. En los folículos pilosos están las células que dan color al pelo, que irán desapareciendo, haciendo que el pelo salga más blanco y dando lugar a las canas.

Patas muy delgadas. Con la edad disminuyen las fibras musculares, haciendo que se pierda masa muscular y dando ese aspecto delgado a las extremidades, que será más evidente en los muslos.

Obesidad y estreñimiento. En los senior disminuye la actividad predisponiendo a la obesidad. Los movimientos del intestino son más lentos predisponiendo al estreñimiento.

Le cuesta subir escalones, levantarse, echarse, ponerse a dos patas. Con la edad es frecuente la artrosis. Se hará más notable en perros de razas medianas, grandes y gigantes. Con los años la articulación se degenera, perdiendo lubricación y haciendo que los huesos rocen. La artrosis provoca dolor.

Cambios conducta: hacen cosas que nunca antes hacían. Hacerse pipi o caca en casa, estar más irritable, no ladrar-maullar o hacerlo en exceso, no saludar, no obedecer, no saber volver a casa… Los animales mayores sufren disfunción cognitiva, un desorden neurodegenerativo que hace que pierda habilidades y tenga estos cambios de conducta. En parte, es debida a la acumulación de sustancia amiloide en el cerebro y a la pérdida de neuronas. La disfunción cognitiva tiene algunas similitudes con el Alzheimer humano.

¿Cómo puedo ayudarle?

  • Más tranquilidad y paciencia.
  • Necesitará paseos más frecuentes, pero más cortos y lentos.
  • Comida adaptada a la edad que tiene más olor. El alimento para mascotas senior, es más blando que el de adulto, le aportará más fibra para mejorar su tránsito intestinal y menos calorías para controlar el peso.
  • Controlar dolor articular si lo padeciera.
  • Prestar atención si hay cambios en el apetito, toma de agua o micción-defecación, pues las mascotas senior están más predispuestas a la enfermedad por su edad.
  • No es buena idea adoptar una mascota nueva para ayudarle a recobrar la energía. Puede no adaptarse, pues son menos receptivos y puede deprimirse.

Alimentos Tóxicos

alimentos toxicosAunque no lo parezca, en casa hay cantidad de productos que, sin saberlo, son tóxicos para nuestras mascotas.

Chocolate: contiene teobromina que es tóxico para los perros. Mientras que los humanos metabolizan la teobromina fácilmente, los perros lo hacen mucho más lentamente, acumulándose en el organismo hasta alcanzar niveles tóxicos.

Un perro grande puede ingerir más chocolate que un perro pequeño antes de tener efectos adversos. En cuanto a los tipos, el chocolate negro, el cacao y el chocolate para cocinar son los más peligrosos porque contiene más cantidad de teobromina. El chocolate tiene efectos negativos en el corazón, produciendo taquicardia con extrasístoles que en el peor de los casos causará un paro cardiaco.

Paracetamol: es tóxico para perros y gatos porque no pueden eliminarlo de su organismo y afecta rápida y negativamente a las células sanguíneas y al hígado. La dosis a administrar es muy estricta y con mucha facilidad podemos sobredosificar al animal causándole una intoxicación y sus graves efectos. No es frecuente que los veterinarios usen paracetamol.

La cebolla y el ajo: son tóxicos porque contienen tiosulfato, que ingerido en cantidades importantes causan la destrucción de glóbulos rojos de la sangre creando una amenia muy severa. La cebolla es más tóxica que el ajo, y son igual de tóxicos crudos o cocinados. El animal se puede intoxicar comiendo mucha cantidad de una sola vez o comiendo un poco durante días seguidos, porque el tiosulfato se va acumulando hasta llegar a cantidades tóxicas.

Chicles y enjuagues bucales. Algunos chicles sin azúcar y algunos enjuagues bucales contienen xilitol, que es un edulcorante artificial utilizado principalmente como sustituto del azúcar y por su poder anticaries. Tiene un sabor dulce que atrae a las mascotas a comerlo. Es muy seguro en personas pero su ingestión en perros y gatos puede producir una drástica bajada de azúcar, llegando a producir incoordinación y ataques. También puede producir problemas irreversibles en el hígado.

Bolitas de naftalina que todavía se ponen en los armarios para guardar la ropa son objetivo de juego para las mascotas, y su ingestión produce un daño grave en el hígado.

Uvas y pasas. Son muy tóxicas para perro y gato. Producen un fallo renal agudo y posiblemente irreversible.

Plantas: flor de pascua, lirio, croton, cala, adelfa, hiedra, aguacatero… gran variedad de plantas pueden ser tóxicas para nuestras mascotas. De algunas lo son sólo sus semillas y de otras la planta al completo. Unas producirán cuadros más simples ocasionando problemas en piel y otras producen daños más severos en estómago, riñón, hígado o corazón.

Matarratas: muy tóxico para gatos y perros, afectando a la coagulación y produciendo hemorragias internas. Los síntomas no son inmediatos; comenzarán pocos días después de haberlo ingerido. Si tu mascota ha comido raticida acude a un veterinario cuanto antes.

Insecticidas de plantas y cultivos. Suelen ser las intoxicaciones más atendidas por los veterinarios. Producen síntomas inmediatos con temblores ,babeo, diarrea….. Aunque hay varios tipos, se puede decir que todos son potencialmente tóxicos, pudiendo causar la muerte del animal.

Vacunación y desparasitación

vacunacion

  • Tu perro necesitará su primera vacuna al mes y medio de edad.. Es conveniente no sacarlo a la calle ni bañarlo hasta que termine el plan de vacunación.
  • Tu gatito necesitará su primera vacuna a los dos meses de edad.
  • Tendrás que desparasitarle contra gusanos intestinales. Se comenzará a desparasitar incluso antes de la primera vacuna. En cachorros se desparasitará más frecuentemente y en adultos cada tres-cuatro meses.
  • Para parásitos externos ( pulgas, garrapatas…) podrás aplicar productos spot-on, pastillas o sprays antiparasitarios que puedes comprar en clínicas veterinarias o tiendas especializadas.
  • Recomendamos la prevención de filariosis o enfermedad del gusano del corazón. Su prevención se realizará con productos en pastillas, pipetas, o inyectables.
  • La alimentación es la base fundamental de una mascota sana. Es preferible que tome pienso adaptado a su tamaño y edad (cachorro , adulto o senior).
  • Baño: suficiente un baño al mes. Baños más frecuentes estropearían la capa lipídica de la piel favoreciendo problemas dérmicos. Es importante que utilices un champú para perro / gato adaptado al tipo de pelo de tu mascota. Los gatos se asean muy bien ellos mismos sin necesidad de bañarlos, aún así si quieres bañarlo pero no soporta el agua, puedes asearlo con espumas especiales para baños en seco. Lo dejaran limpio sin necesidad de pasar por el agua.
  • Después de un día de playa y baños en el mar, debes bañar a tu perro con agua dulce, pues el salitre reseca la piel y favorece los problemas dérmicos.

Las glándulas análes del perro y el gato

¿Qué son?

glandulas analesLas glándulas anales son pequeñas bolsas o sacos que están situados internamente a los lados del ano. Los gatos y perros tienen dos glándulas; una a cada lado del ano (sobre 4 y las 8 horas de un reloj). Estas conectan con el exterior por un pequeño conducto de drenaje que normalmente no es visible a no ser que las glándulas estén muy llenas o inflamadas. Las glándulas anales almacenan un líquido marrón-amarillento, muy maloliente que de forma normal se elimina cuando el animal defeca.

¿Para qué sirven?

  • Información – El líquido sale de forma normal con las heces, siendo una señal olfativa y aportando “información” sobre el propio animal a otros. Es por eso que nuestra mascota se entretiene “demasiado” oliendo las cacas de los demás. Además es una forma de marcar el territorio.
  • Disuadir al enemigo – Las glándulas anales también pueden vaciarse solas cuando un perro o gato vive situaciones de estrés. De esta manera, consigue disuadir su entorno con el típico mal olor del contenido de las glándulas.

¿Qué problemas puede dar?

Los pequeños orificios del saco anal pueden obstruirse cuando el líquido es más denso y no puede salir junto con las heces. El líquido se acumula, haciendo que se inflame la glándula, produciendo dolor, infección, fiebre y pudiendo incluso ulcerarse. Estos problemas son frecuentes en los perros, y algo más raro en los gatos. Cuando el problema no es grave, y sólo hay molestias internas en el saco, el animal puede morderse el ano o arrastrar la zona contra el suelo para intentar rascarse. A veces consigue que el contenido salga al rozar con el suelo, pero otras veces el problema persiste porque ya habrá una inflamación y una infección que no desparecerá fácilmente.

¿Qué puedo hacer?

Tu mascota necesita un vaciado de glándulas anales y quizás un tratamiento para la infección y la inflamación. Si el problema es muy recurrente será necesario extirpar las glándulas quirúrgicamente.

Sólo deberías vaciar si están muy llenas y no las elimina por sí mismo.
Una forma de vaciar las glándulas anales:
glandulas anales

  1. Con una mano levantas la cola.
  2. Con la otra mano sujetas las glándulas entre el pulgar y el índice y masajeas de desde delante hacia atrás. Así saldrá el líquido.
  3. Si está muy inflamado o con infección será mejor visitar un veterinario.

No es recomendable vaciar de forma preventiva las glándulas, porque puedes estimularlas a producir demasiado líquido y provocarás la obstrucción.


Si quieres conocer más consejos sobre el cuidado de tu mascota, y también enterarte de las últimas ofertas visita nuestra blog.